Uno de las grandes realidades en nuestro modelo de vida actual es el uso desmedido de productos desechables, lo cual también genera una sobre aglomeración de basura de plásticos. Si bien, este tipo de productos están diseñados para ahorrarnos tiempos de limpieza, comodidad y rapidez, también se deben implementar medidas enérgicas para lograr una separación a la hora de desecharlos, e incluso fomentar una cultura de reciclaje más creativa en la que se pueden aprovechar la gran variedad de platos de plástico, cubiertos de plástico, vasos de plástico, etc.

La producción de estos productos requiere un gran consumo de energía y genera implicaciones negativas en el medio ambiente, como el uso de derivados de petróleo. Es contradictorio que en realidad el uso de estos productos desechables solo dure unos minutos antes de ser tirados a la basura, y después tarden muchísimo tiempo en descomponerse si no se les da un tratamiento adecuado. Por ende, es necesario analizar el ciclo de vida de la mayoría de los productos de plástico y plantear de qué manera pueden ser re utilizados (lo cual en sí genera ventajas operativas) y en su momento, cómo se van a separar en la basura para darles un tratamiento ecológico.


Si quieres conocer más acerca de este tema, envíanos un correo electrónico: vasosybolsasdeoccidente@hotmail.com